Todos los secretos de “Y De Repente Tú” de Judd Apatow con Amy Schumer

Los comienzos de:

Y de repente tú

Un día mientras se dirigía al trabajo en coche mientras escuchaba “The Howard Stern Show”, a Judd Apatow le llamó la atención una joven cómica, Amy Schumer la cual tenía un programa; “Inside Amy Schumer” retransmitido en la cadena Comedy Central desde el año 2013 y este había conquistado tanto al público como a la crítica. Esta cómica, era conocida por su atrevimiento sexual y sus tronchantes sketches en su programa, ya que hablaba en la radio sobre su vida sexual, sus relaciones, su familia y sobre la lucha de su padre contra la esclerosis múltiple. Así que cuanto más la escuchaba Apatow, más le fascinaba el humor negro de esta joven.

(De izda a dcha) La productora asociada KIM CARAMELE, el director y productor JUDD APATOW y AMY SCHUMER en el plató de Y DE REPENTE TÚ

(De izda a dcha) La productora asociada KIM CARAMELE, el director y productor JUDD APATOW y AMY SCHUMER en el plató de Y DE REPENTE TÚ

El director, cuyas películas ha realzado la fama a estrellas cómicas como; Steve Carell, Leslie Mann, Jonah Hill, Seth Rogen, Kristen Wiig, Paul Rudd y Jason Segel, relata que le fue incapaz de bajarse de su coche mientras estaba en una entrevista, recuerda que fue “absolutamente desternillante” y también fue “muy directa hablando de sus relaciones”. Y fue en ese momento cuando se le ocurrió que podría estar genial en una película si contase su historia. Amy Schumer es una mujer muy honrada, delicada, y eso se refleja en su forma de hacer comedia ya que es muy humana”.

Tras haber escuchado la entrevista, Apatow se puso en contacto con Amy Schumer y le pidió una entrevista en su oficina. Y tal y como reconoce la joven cómica, “No pegué ojo en toda la noche, Estaba muy nerviosa con la idea de conocer a l director de Lío embarazoso porque me había cambiado la vida”. Aunque Amy sabía que esto podría significar algo más.

Y todo fue rodado, ya que el productor Barry Mendel, con el que colaboró con Apatow en Virgen a los 40, Funny People/Hazme reír y La boda de mi mejor amiga, reconoce también que esta cómica le impresiono. Cuando Amy fue a visitarlos, quedo fascinado ya que le “pareció una persona muy inteligente y muy divertida”, recuerda. “Encajaba perfectamente con el tipo de gente con la que Apatow le gusta trabajar. Si son buenos cómicos y le hacen reír, siempre intenta conocerlos y quiere saber lo que piensan, qué quieren hacer, y conocer todo acerca de lo qué quieren escribir”.

En principio, Amy Schumer estaba interesada en hacer una comedia de altos vuelos, pero Judd Apatow la dirigió hacia otra cosa: “Un día le dije que debería escribir algo más personal. Empezamos a hablar de su vida, sus relaciones y de por qué creía que no funcionaban. Entonces comprendimos que la película debía girar en torno a eso”.

Una vez que la cómica decidió inclinarse hacia algo más íntimo, todo cambió, dice Barry Mendel: “Cuando Amy nos mandó las primeras páginas, Judd estaba barajando cinco o seis proyectos, y me dijo: ‘Me he reído más con una página suya que con todos los otros proyectos juntos, escribe de maravilla’. Desde luego, es una guionista genial”.

A pesar de estar muy ocupada con su programa en televisión, la joven cómica se zambulló en la escritura de una primera versión de lo que acabaría siendo Y de repente tú. “Nos veíamos regularmente, escribíamos, reescribíamos”, recuerda Amy Schumer. “Si acababa el programa a las siete, me iba a casa para escribir hasta las diez”.

(De izda a dcha) Amy (AMY SCHUMER) y su hermana Kim (BRIE LARSON) toman el té en Y DE REPENTE TÚ

(De izda a dcha) Amy (AMY SCHUMER) y su hermana Kim (BRIE LARSON) toman el té en Y DE REPENTE TÚ

A medida que avanzaba y mejoraba el desarrollo de Y de repente tú, Judd Apatow decidió que él mismo dirigiría la película. Sería la primera ocasión que filmaría una película cuyo guión no era suyo. “Me lo pasaba realmente bien trabajando con Amy, tenía la sensación de que estábamos en la misma onda. Y un día pensé que sería divertido dirigir la película”, explica. “Había dirigido episodios de series que no había escrito, pero nunca una película”.

A pesar de sentirse como pez en el agua en un escenario con un micro en la mano y de haber conquistado a los telespectadores y a sus compañeros, la joven guionista dice que nunca pensó que Judd Apatow dirigiría su primera película: “No supe que Judd iba a dirigirla hasta bastante tarde. Cuando caí en la cuenta, me puse a llorar como una niña”.

Amy Schumer no dudó en salpicar el guión con experiencias muy personales, tanto familiares como amorosas, y en explicar su lucha por madurar. Pero su doble cinematográfico tiene la ventaja de poder llevar hasta lo más extremo cualquiera de las experiencias de Amy. El guión cuenta la historia de una joven periodista que tiene un trabajo genial en Manhattan, un piso muy agradable y un chico que está mucho más colgado de ella, que ella de él. La protagonista de Y de repente tú es una mujer moderna cuya vida social se rige por dos reglas muy sencillas: Nunca des tu número de teléfono y jamás te quedes a dormir.

Efectivamente, Amy no puede calificarse como un modelo de integridad moral, pero el personaje, que no tiene pelos en la lengua, se considera una mujer sexual que hace lo que quiere. “Ella está convencida de que es feliz”, explica Amy Schumer, “que todo va bien y que no pasa nada, pero desde fuera nos damos cuenta de que es autodestructiva y que algo le pasa. Pero ella no lo sabe”.

Judd Apatow se sintió fascinado por la protagonista y por las infinitas posibilidades cómicas que ofrecía. “No se acerca a nadie, su táctica es tener muchas relaciones, engañar a todo el mundo, beber y fumar maría”, dice el director. “Evita todo tipo de intimidad multiplicando los contactos con personas diferentes”.

Al igual que la guionista y actriz en la vida real, Amy tiene una hermana pequeña llamada Kim que ya está casada. “Amy y Kim se quieren mucho, pero cada una ha escogido un camino diferente”, dice la cómica. “Kim está casada, quiere tener hijos y vive en una zona residencial a las afueras de la ciudad. Ha abrazado la vida de la clase media, mientras que Amy se ha lanzado en la dirección opuesta. La auténtica hermana de la guionista, KIM CARAMELE, colabora a menudo con ella y es la productora asociada de Y de repente tú.

Otro personaje de la película que también es un reflejo de la vida real es Gordon, el padre de las dos hermanas, que fue un auténtico donjuán y ahora es la chispa de la residencia. Apoya las andaduras de Amy y admira la libertad de la que disfruta su hija y que él tanto echa de menos. En la película, Gordon se ha mudado a una residencia porque, al igual que el padre de Amy en la vida real, sufre de esclerosis múltiple. Cuando conocemos a Kim, está limpiando la casa de su padre de recuerdos, entre los que se encuentra una colección de objetos relacionados con los New York Mets. Amy no quiere tener nada que ver con todo esto.

COLIN QUINN es Gordon, el padre Amy y Kim, en Y DE REPENTE TÚ

COLIN QUINN es Gordon, el padre Amy y Kim, en Y DE REPENTE TÚ

Sin embargo, la película difiere de la vida en la forma en que las hermanas se llevan con su padre, que se divorció de su madre hace mucho. “Amy adora a su padre y se preocupa por él”, explica Judd Apatow. “Sin embargo, para Kim es todo lo contrario. Se casó muy joven y sigue enfadada con su padre por haber engañado a su madre. Mantiene la distancia con él”.

Aparte de cuidar de su padre y pasárselo en grande, Amy es una exitosa periodista que, gracias a su ironía y a un tono picante, escribe artículos algo superficiales en una revista de moda. Es verdad que le gustaría dedicarse a escribir artículos más serios que pusieran a prueba su profesionalidad, pero de momento intenta complacer a su exigente jefa, que ha dejado entender que si la joven periodista se porta bien, puede que acceda al bien remunerado puesto de editora ejecutiva.

Nuestra protagonista acepta de mala gana escribir un artículo sobre el joven médico deportivo Aaron Conners porque va a operar la rodilla de AMAR’E STOUDEMIRE, la exestrella de los New York Knicks, con una innovadora técnica. “No le gusta el deporte. Además, la revista quiere que el artículo incluya algún escándalo de los deportistas y de sus vidas”, explica el director. “Por mala suerte para Amy, se enamora del médico”.

Amy Schumer explica cómo ocurre: “Amy va a la entrevista con la idea preconcebida de que es un médico deportivo y descubre que Aaron no tiene nada que ver. Es adorable y no se parece a los hombres que ha conocido. Es divertido, dulce. No había encontrado a nadie que pudiera medirse a ella intelectualmente”.

Al contrario de Amy, que consume alcohol y fuma porros alegremente, el Dr. Conners lleva una vida muy estructurada y carece de experiencia con el sexo opuesto. “Aaron es un cirujano brillante y es muy posible que no haya tenido una auténtica relación con una mujer”, sigue diciendo Judd Apatow. “Solo sabemos que hace seis años salió con alguien durante cinco semanas”.

El encuentro de los dos personajes demostró ser un terreno más que fértil para el diálogo cómico y el amor. Una vez escrito el guión, llegó el momento de buscar a los actores en el universo de cómicos donde se mueve Amy Schumer.

El reparto principal con:

Cómicos y estrellas del deporte

 

 

 

Mientras escribía el guión y trabajaba con Judd Apatow y Barry Mendel para encontrar el reparto perfecto, Amy Schumer empezó a pensar en cuál sería el actor ideal con el que compartir pantalla. Cuando la jefa de Amy le encarga un artículo sobre Aaron Conners, un encantador y joven médico deportivo algo paradito, la periodista se queda atónita al descubrir que quizá haya encontrado a su media naranja. ¿Y cómo reacciona Amy al conocer a un hombre educado, considerado, amable y divertido que estaría encantado de salir con ella? Huyendo en la dirección opuesta.

Para el papel de Aaron, los cineastas escogieron a Bill Hader, que ascendió al estrellato durante sus ocho temporadas en el programa “Saturday Night Live” creando personajes como Stefon o Vinny Vedecci, al mismo tiempo que realizaba un sinfín de desternillantes imitaciones. Acaba de coprotagonizar la película The Skeleton Twins y ha tenido papeles secundarios memorables en películas como Supersalidos, Superfumados, Paso de ti y Lío embarazoso.

BILL HADER es el Dr. Aaron Conners en Y DE REPENTE TÚ

BILL HADER es el Dr. Aaron Conners en Y DE REPENTE TÚ

Según dice el director de Y de repente tú, hacía tiempo que quería trabajar con el cómico: “Llevaba años intentando hacer una película con Bill Hader en el papel principal. Siempre pensé que era perfecto para el papel y, por suerte, estaba libre”.

Cuando su agente le habló de la película, el actor pensó inmediatamente que le ofrecían un papel secundario, el del cuñado de Amy y no el del Dr. Aaron Conners. “Suelo ser el metepatas que aparece en el momento menos oportuno para la pareja protagonista”, dice, riendo. “Hasta ahora no había sido ‘él'”. Y añade, hablando del realizador: “Judd siempre está pendiente de lo que pasa, de quién está haciendo qué. Cuando me enteré de que iba a hacer una película con Amy, me pareció natural. Luego, al leer el guión, me sorprendió que fuera tan emotivo”.

El actor dice que Y de repente tú tiene una característica en común con todas las películas de Judd Apatow. La historia trata de personajes que suelen aparecer en segundo término. “En cualquier otra película, la protagonista sería Kate Hudson o Anne Hathaway, y Amy sería la mejor amiga, la compañera alocada”, explica. “Pero Judd quiere que toda la historia se concentre en esa mujer, en cómo funciona, en cómo es su familia”.

Una vez escogido Bill Hader, el guión se modificó ligeramente para que encajara con él, y Aaron empezó a cobrar más importancia en la vida de Amy. “Aaron es un triunfador en el mundo de la medicina deportiva”, dice el actor. “Quiere ayudar a la gente, trabaja con Médicos Sin Fronteras, una organización a la que defiende a capa y espada”. Aaron conoce a Amy en un momento muy importante de su vida, cuando está a punto de realizar una operación con una técnica innovadora que él mismo ha desarrollado. “No habría podido escoger peor momento para conocer y enamorarse de alguien como Amy”.

Amy (AMY SCHUMER) sale con Steven (JOHN CENA) en Y DE REPENTE TÚ

Amy (AMY SCHUMER) sale con Steven (JOHN CENA) en Y DE REPENTE TÚ

A pesar de los recelos de Amy en cuanto a las relaciones, no puede resistir ante la atracción mutua. Aaron insiste en que salen juntos, pero Amy no quiere aceptarlo. “Se acuestan y él le dice que son novios”, explica Bill Hader. “Pero a ella nunca le ha pasado nada así e intenta convencerle de lo contrario sin herir sus sentimientos: ‘Trabajamos juntos, no debemos seguir con esto’. Pero él insiste: ‘No, no, no, nos gustamos y salimos. Es muy científico'”

Para el papel del padre encantador aunque testarudo, los cineastas escogieron al respetado cómico Colin Quinn, de “Saturday Night Live”, también conocido como autor del libro The Coloring Book: A Comedian Solves Race Relations in America, y por haber protagonizado varios espectáculos en solitario, entre ellos “Colin Quinn Long Story Short”. “Conocí a Colin a través de Adam Sandler cuando los dos presentaban el concurso de MTV ‘Remote Control’ en 1990”, recuerda Judd Apatow. “Nadie era tan simpático y tan divertido como él”.

Para Amy Schumer, conseguir que el cómico participara en el proyecto fue un poco como regresar a casa, aunque reconoce que, en un principio, él se resistió. “Colin es uno de mis mejores amigos y ha sido mi verdadero mentor”, explica. “Ha dado muchas conferencias acerca de cómo no sabotearse a sí mismo y de cómo no ir en contra de uno mismo en este negocio. Escribí el papel y le dije: ‘Colin, quiero que seas mi padre’, pero me contestó que era demasiado joven. Ni siquiera quería presentarse”.

Recordando la conversación, Colin Quinn dice: “Amy vino a verme y dijo que me quería para hacer de su padre en una película. Y le dije: ‘Amy, ¿por qué quieres que la película salga mal?’ Pero se empeñó, decía que yo era perfecto para el papel”.

“Solo me preocupaba que no aparentase bastantes años para ser el padre de Amy”, reconoce Judd Apatow. “Matemáticamente era posible, así que hicimos una prueba. No hicimos ninguna más”.

Confinado en una silla de ruedas, Gordon le suplica a su hija que no entregue su libertad y deje de ver al cirujano. “Le digo que no quiere codearse con esa gente tan aburrida, esos sabiondos que no saben divertirse”, dice el actor. “Le preocupa que su hija vuelva al redil y también se siente un poco celoso de que tenga una relación especial”. Amy cuenta mucho en la vida de Gordon porque su hija pequeña no le ha perdonado haber engañado a su madre hace años.

El director y productor JUDD APATOW en el plató de Y DE REPENTE TÚ

El director y productor JUDD APATOW en el plató de Y DE REPENTE TÚ

Antes del rodaje, Colin Quinn acompañó a Amy a visitar a su auténtico padre en la residencia. “Empezaron a discutir acerca de la maría, de los DVD y de Netflix”, recuerda el actor. “Me limité a escucharles. Luego volví otra vez solo y charlamos largo y tendido los dos. Me dio la impresión de que casi éramos amigos. Me contó cosas de su vida por si podían ayudarme para el papel”.

Brie Larson, muy aclamada por su trabajo en Las vidas de Grace y en la serie “United States of Tara”, encabezaba la lista de candidatas para encarnar a Kim, la hermana pequeña de Amy. “Es una de las grandes actrices actuales en Estados Unidos”, dice Judd Apatow. “No contactamos con nadie más, se lo pedimos y dijo que sí. No solo aporta una enorme dosis de calidez a la película, también es muy divertida”.

Los tres cineastas supieron desde un principio que solo existía Tilda Swinton para el papel. “Al escribir el guión, Amy describió el personaje y se parecía mucho a Tilda Swinton, por eso se nos ocurrió que quizá podríamos conseguir que hiciera el papel”, recuerda Judd Apatow. “Tilda me había dicho hacía unos años que le encantaría salir en una de mis películas. Se lo pedí y aceptó. Afortunadamente pudimos encajar el rodaje entre sus otros compromisos”.

“Estoy en la película porque soy fan de Judd y de Amy. No me lo habría perdido por nada del mundo”, dice Tilda Swinton. “Quiero ver la película, pero haber sido parte de ella es un sueño hecho realidad”.

Tilda Swinton descrine a Dianna como una jefa descarada, sin limitaciones, con un fuerte acento londinense y toda ella apesta a prensa amarilla, una mujer que ha llegado sola hasta donde está. “Ha aprendido a llevar una armadura”, dice la actriz. “Puede decirse que lo ha hecho todo en la vida. Con cada aventura, le ha salido otra piel. Ahora está entumecida, no siente ni padece”

De hecho, cuesta reconocer a la actriz de cabello rubio claro bajo las capas de maquillaje, el moreno rayos UVA y la melena rubia oscura de Dianna. “Me divertí con el aspecto de Dianna. Judd me dijo que lo escogiera yo, que hiciera lo que me apeteciera”, recuerda Tilda Swinton. “Me gustó la idea. Nunca había intentado nada igual (la piel moreno canela, los ojos muy pintados y la melena), pero creo que hay que probarlo al menos una vez en la vida”.

TILDA SWINTON es Dianna, la jefa de Amy, en Y DE REPENTE TÚ

TILDA SWINTON es Dianna, la jefa de Amy, en Y DE REPENTE TÚ

También era la primera vez que Tilda Swinton debía adaptarse al estilo improvisador que tanto gusta a Judd Apatow. “Es inteligente, divertida y se lo pasó en grande”, dice el director. “Basta con ver las imágenes para darse cuenta de que es una de las mejores actrices actuales”.

El papel del mejor amigo de Aaron fue a parar a LeBron James, jugador de baloncesto de los Cavaliers de Cleveland. Judd Apatow explica el porqué de esta elección: “El mejor amigo de Aaron es LeBron James. En la película, Aaron le cuenta sus problemas con Amy. Nos pareció que sería algo parecido al papel de Bruno Kirby en Cuando Harry encontró a Sally, pero ¿qué pasaría si además diese la casualidad de que es el mejor jugador de baloncesto del mundo?”

A pesar de que el deportista nunca se había enfrentado a un papel tan importante, no lo dudo ni un momento. “Me dijeron que iba a hacer de mí mismo y pensé que no podía ser tan difícil”, dice. “Creí que me bastaría con decir: ‘Hola, soy LeBron, lo mío es el baloncesto, sé correr y encestar’, pero me dijeron que no iba por ahí. Soy el mejor amigo de Aaron y hago de ‘doctor del amor’, le ayudo a arreglarse con su chica”.

En la comedia, LeBron James se interesa mucho por la vida y las relaciones de Aaron. Actúa literalmente como un médico, siempre dispuesto a intentar entender qué impulsa a Aaron a tomar ciertas decisiones. Se alegra de que por fin se haya echado novia, pero también quiere proteger a su amigo. El actor en ciernes dice: “Amy es un peligro público y encarrila a Aaron, mi mejor amigo, en una dirección emocional, mental, espiritual y física muy peligrosa. Pero hay que superar los escollos para conseguir lo que se quiere, y esa es la mejor parte de la película”.

Nadie dudó de la profesionalidad del deportista, pero no esperaban que tuviera una vena cómica innata. “Nos lo pasamos de maravilla rodando con LeBron”, dice Judd Apatow. “Aunque reconozco que había momentos en que me sentía algo cohibido sentado al lado del Babe Ruth del baloncesto”.

Maridos enamorados y leyendas:

El resto del reparto

Para el papel de Tom, el eternamente fiel marido de Kim, el director Judd Apatow escogió a Mike Birbiglia, que en 2012 escribió, dirigió y protagonizó la aclamada película independiente Sleepwalk With Me. “Pregunté de qué iba el papel”, recuerda el actor. “Judd me dijo que de un marido aburrido. Y contesté: ‘Sí, puedo con eso’. No tuve que documentarme mucho, más o menos es la vida que llevo”.

Pero Judd Apatow dice que el actor es demasiado humilde y le describe como “uno de los grandes cómicos de sketches del momento, además de ser un fantástico actor, guionista y director”. De hecho, Mike Birbiglia sacó mucho más jugo al papel de Tom que lo expuesto en el guión.

“Mike Birbiglia fue genial, transformó el papel en otra cosa”, reconoce Amy Schumer. “Al principio, le habíamos llamado Vinny, pero no tenía nada que ver. Llegó Mike y lo transformó en el osito Winnie the Pooh, un hombre de lo más tierno”.

Tom (MIKE BIRBIGLIA) está casado con Kim (BRIE LARSON), la hermana de Amy, en Y DE REPENTE TÚ

Tom (MIKE BIRBIGLIA) está casado con Kim (BRIE LARSON), la hermana de Amy, en Y DE REPENTE TÚ

El sonriente Tom nunca está lejos de su mujer, haga ella lo que haga. Además, Tom está totalmente entregado a su hijo Allister, de 11 años (EVAN BRINKMAN), fruto de un matrimonio anterior. “Allister es inteligente, tiene un montón de hobbies, quiere hacer muchas cosas y saca de quicio a Amy porque es más listo que ella y mucho más puro”, explica Brie Larson. “No soporta ver eso en un niño”.

“Evan hizo maravillas con el papel de Allister, entendió nuestro deseo de que tuviese un toque raro”, explica Judd Apatow. “Es un chico genial y es facilísimo trabajar con él. Le auguro una gran carrera”.

Temembe, un enfermero africano que cuida al cascarrabias de Gordon en la residencia, es interpretado por CLIFF “METHOD MAN” SMITH, el miembro más conocido del legendario grupo de hip-hop Wu-Tang Clan. “Siempre habíamos querido darle un papel en una película”, dice Judd Apatow. “Es un actor divertido y asombroso, como demostró en The Wire – Bajo escucha. Ha sido un placer trabajar con él”.

El personaje de Temembe, que siente un afecto genuino por el insoportable Gordon, ofrecía un doble reto para el actor que le encarnaba: debía mantener un ritmo cómico impecable, además de hablar con acento africano. Antes del rodaje, el actor y músico Method Man estudió el acento a pesar de conocerlo bastante bien: “Soy de Park Hill (un barrio de Staten Island), allí viven muchos africanos”.

Amy (AMY SCHUMER) charla con Noam (DAVE ATTELL), el sintecho del barrio, en Y DE REPENTE TÚ

Amy (AMY SCHUMER) charla con Noam (DAVE ATTELL), el sintecho del barrio, en Y DE REPENTE TÚ

Para las escenas semiimprovisadas con Colin Quinn, hizo uso de su talento de rapero. “Es como el estilo libre, no puedes fallar”, dice. “Cuando trabajas con alguien como Judd, hay que estar en la misma onda que él”.

Amy Schumer observa que las dos escuelas de improvisación tienen muchos puntos en común: “La luchas de rap se parecen a las sesiones de improvisación cómica. Creo que los cómicos y los cantantes de hip-hop están conectados, sus mentes funcionan del mismo modo”.

“Me gusta que Amy haya tenido la gentileza de permitirme participar en su primera película”, añade Method Man, que también compartió varias escenas con NORMAN LLOYD, un actor de 99 años que interpreta a Norman, un paciente de la residencia muy hablador.

Tal vez más conocido como el Dr. Daniel Auschlander en la popular serie “St. Elsewhere”, Norman Lloyd fue miembro del Mercury Theatre, fundado por Orson Welles y John Houseman, y trabajó en películas como Sabotaje y Recuerda… “Norman Lloyd tiene cien años y mentalmente es más rápido que yo a los 46”, dice Judd Apatow, riendo. “Nos contó anécdotas realmente increíbles. Ha sido una gran suerte para todos nosotros haber tenido la ocasión de trabajar con él”.

En Y de repente tú, Tilda Swinton vuelve a reunirse con el joven actor Ezra Miller, que hizo el papel de hijo homicida en Tenemos que hablar de Kevin. “Me pareció muy lógico volver a rodar otra comedia con Tilda”, explica con sentido del humor el actor que da vida a Donald, un becario de la revista S’Nuff.

“Tilda es absolutamente genial encarnando a Dianna”, dice Ezra Miller, que la describe como la típica jefa que aterra a sus empleados. “¿Quién no conoce a alguien como Dianna, sobre todo si vive en Nueva York? Todos los de la oficina intentan que esa falsa diosa a la que deben adular se fije en ellos”.

Donald encarna al lector perfecto de S’Nuff y demuestra el poder de la revista sobre su público. “Me gustó trabajar con Ezra, es joven y tiene mucho talento, está a punto de convertirse en una estrella”, dice Judd Apatow. Y añade, con su habitual ironía: “Dentro de diez años se avergonzará de lo que le obligamos a hacer en esta película”.

Donald obtiene sus primeras lecciones prácticas de periodismo a través del personal de S’Nuff, compuesto por una serie de extraños personajes encarnados por Vanessa Bayer (“Saturday Night Live”) en el papel de Nikki; Jon Glaser (“Parks and Recreation”) como Schultz, y Randall Park (The Interview) como Bryson.

(De izda a dcha, primer plano) Schultz (JON GLASER), Amy (AMY SCHUMER), Nikki (VANESSA BAYER) y Bryson (RANDALL PARK) intercambian ideas en Y DE REPENTE TÚ

(De izda a dcha, primer plano) Schultz (JON GLASER), Amy (AMY SCHUMER), Nikki (VANESSA BAYER) y Bryson (RANDALL PARK) intercambian ideas en Y DE REPENTE TÚ

 

Jon Glaser, que fue guionista del programa “Late Night With Conan O’Brien”, es Schultz, un tipo molesto con muy poca vergüenza que, por algún motivo desconocido, suele ocuparse de los artículos principales de cada número. No puede culparse a Schultz de no decir lo que piensa, aunque sus compañeros quizá preferirían que fuese un poco menos directo.

Bryson, al que encarna Randall Park, se toma muy en serio su trabajo. En una reunión donde los periodistas lanzan ideas intentando impresionar a la jefa, Bryson, muy metido en la cultura de la revista, propone el título “¿A eso llamas t*t*s”?

Vanessa Bayer debuta en la gran pantalla como Nikki, la mejor amiga y compañera de Amy en S’Nuff, además de compartir su inclinación por pasárselo bien. “Vanessa es de esas personas que me hacen reír a carcajadas”, dice Judd Apatow. “Es la amiga de Amy y siempre se mete en líos. No es tan lista como Amy… o quizá sí”.

La actriz describe a Nikki como una joven que no opina que los artículos de la revista sean degradantes para el sexo femenino. “No siente lo mismo que otras personas”, dice Vanessa Bayer. “Creo que no se entera y está muy confundida; además, la jefa prefiere a Amy. Piensa que Nikki es una tonta del bote, pero que hace bien su trabajo”.

De hecho, Amy Schumer tuvo problemas en no morirse de risa mientras rodaba con ella. “Incluso pensamos en rodar la escena con una doble de luces”, recuerda su hermana Kim Caramele. “Amy está ligeramente vuelta hacia un lado cuando habla con ella porque si Vanessa hacía alguna mueca, Amy no podía resistirlo y se reía”.

Un actor que no había probado la comedia es John Cena, la superestrella de lucha libre de la WWE que encarna a Steven, el buenazo del novio de Amy, un hombre entregado que quiere convertirla en una mujer honrada. A pesar de que ambos salen regularmente, Amy parece incapaz de serle fiel y Steven se enfada mucho al descubrir mensajes sexuales de otros en el móvil de su chica.

Cuando John Cena se presentó a la prueba, la estrella del programa “Monday Night Raw” sorprendió a todo el mundo. “Nos conquistó ahí mismo”, recuerda Judd Apatow. “Nos enamoramos de él, es un cómico nato”.

LEBRON JAMES, como sí mismo, en Y DE REPENTE TÚ

LEBRON JAMES, como sí mismo, en Y DE REPENTE TÚ

John Cena ya ha trabajado en varias películas, pero no había probado hacer una comedia. “Era una oportunidad única, muy diferente de lo que suelo hacer”, dice. Describe a su personaje como un hombre disciplinado que no tiene nada que ver con Amy. “Steven es un instructor de CrossFit, está dedicado a mantenerse en forma. Solo le interesa el CrossFit, hacer ejercicio y tener musculatura. La dinámica entre los dos es como el agua y el aceite, no se mezclan. Ella solo quiere ir de juerga y ligar. Steven quiere una relación estable, monógama”.

“De todos los actores de la película, creo que John es el que más sorprenderá a los espectadores”, dice Amy Schumer. Y añade que acabó improvisando en el plató: “La mayoría de los diálogos de Steven no son míos. John abría la boca y los chistes salían volando”.

Amy Schumer también influyó en que los papeles más pequeños fueran para cómicos talentosos, incluso algunos trabajan en su programa emitido por Comedy Central. En una escena, Amy lleva a Aaron a la fiesta organizada por su hermana Kim para dar la bienvenida a su bebé. Los invitados del barrio residencial son KEVIN KANE, productor y actor de “Inside Amy Schumer”, y KYLE DUNNIGAN, guionista y actor del programa; así como la cabaretera BRIDGET EVERETT; la cómica australiana CLAUDIA O’DOHERTY, y TIM MEADOWS, de “Saturday Night Live”.

Los amigos conservadores y de clase media de Kim, que solo piensan en sus hijos, juzgan a Amy y su estilo de vida sin contemplaciones. Con tantos cómicos metidos en la perfecta casa residencial diseñada por Kim, la actriz Brie Larson reconoce que “acabé con dolor de cabeza de tanto reír”.

El talentoso Dave Attell, conocido en el circuito de cómicos por no tener pelos en la lengua, así como por el programa “Comedy Underground With Dave Attell”, emitido por Comedy Central, y por su papel habitual en la serie “Arrested Development”, es Noam, el sintecho que vive delante del edificio de Amy y que comenta sin cortarse las andanzas de esta. Hace poco se unió a Amy Schumer, Judd Apatow, Colin Quinn, Mike Birbiglia y Vanessa Bayer en la “Gira cómica Y de repente tú“, que recorrió siete ciudades de Estados Unidos y cuyos beneficios estaban destinados a varias organizaciones benéficas.

Otros cómicos a los que veremos en Y de repente tú son DAN SODER, ALI WONG, MAX ALEXANDER, LESLIE JONES, MARK NORMAND, JESSICA KIRSON, MARINA FRANKLIN, KATY MIXON, PETE DAVIDSON, RACHEL FEINSTEIN, KEITH ROBINSON y VICTORIA DICCE. Esta última es la cofundadora, con Amy Schumer y Kevin Kane, del grupo de teatro The Collective.

JIM NORTON es el conductor del coche de caballos en el que van Amy y Aaron una tarde memorable cerca de Central Park. En la película, el conductor pasa un mal rato cuando Aaron, que lleva encima una copa de más, se hace con las riendas. Para el actor, su día de rodaje no fue muy tranquilo, ya que acaba corriendo una y otra vez unas cinco manzanas mientras persigue al coche de caballos.

Entre los otros deportistas famosos que trabajan en Y de repente tú como pacientes de Aaron está Amar’e Stoudemire, exjugador de los New York Nicks, ahora en los Dallas Mavericks. “Normalmente, en esa época, me centro en prepararme para la temporada, pero me apetecía mucho trabajar en esta película”, reconoce el deportista.

El jugador, que mide 2,11 metros, hace de sí mismo y visita la consulta del Dr. Conners para que le opere la rodilla y quizá consiga salvar su carrera en el momento en que Amy aparece en la vida del buen doctor. “Mi personaje está a punto de someterse a una operación de rodilla, pero su médico parece haber perdido la cabeza”, dice Amar’e Stoudemire.

Amy (AMY SCHUMER) se acerca a Aaron (BILL HADER) en Y DE REPENTE TÚ

Amy (AMY SCHUMER) se acerca a Aaron (BILL HADER) en Y DE REPENTE TÚ

No es la primera vez que el deportista trabaja delante de la cámara después de algunos papeles en series. “Vimos a Amar’e en programas de entrevistas y nos pareció que se sentía muy cómodo consigo mismo, además de tener mucha personalidad”, explica Judd Apatow. “No estábamos equivocados, tardó 45 minutos en relajarse el primer día de rodaje y en conseguir una interpretación genial”.

Amar’e Stoudemire apreció la libertad que da una comedia, sobre todo con un realizador muy poco rígido: “Judd quería que fuera yo mismo, natural, y eso facilita mucho el trabajo del actor. Ha sido maravilloso estar en una película dirigida por él”.

Debido a la profesión de Aaron, la mayoría de sus pacientes son deportistas legendarios como el quarterback TONY ROMO y la tenista CHRIS EVERT; KENNY MAYNE, del grupo ESPN, y el comentarista de la NBA MARV ALBERT, de la cadena TNT. “Todos están acostumbrados a estar delante de una cámara y a rodar anuncios”, dice Judd Apatow. “Intenté dirigirlos con sutileza sin que se dieran cuenta y tardaron poquísimo tiempo en sentirse cómodos y hacerlo muy bien”.

Pensando en todos los actores, Amy Schumer resume: “Es un reparto de locos, de chiste. Tilda Swinton y Method Man juntos…”

Dónde pasarlo bien:

Un rodaje neoyorquino

El rodaje de Y de repente tú empezó el 19 de mayo de 2014 y transcurrió íntegramente en Nueva York. Para Amy Schumer, una neoyorquina de pura cepa, era totalmente necesario filmar en la Gran Manzana. “Soy neoyorquina de pies a cabeza”, dice. “Mi serie se rueda aquí y me parecía importante que la película también se filmara en la ciudad. Pero no tuve que convencer a Judd, lo entendió inmediatamente”.

A pesar de haber nacido en Long Island, hace mucho que Judd Apatow vive en Los Ángeles. Judd Apatow explica que junto al director de fotografía Jody Lee Lipes decidieron ir contra la tendencia actual y rodar Y de repente tú en 35 mm en lugar de usar una cámara digital. “Escogimos filmar en 35 mm para obtener el look de la comedia romántica clásica”, dice el director. “Y a Jody se le ocurrieron ideas maravillosas para rodar la ciudad. Además, le pedimos al diseñador de producción Kevin Thompson que encontrara lugares únicos, e hizo auténticos milagros”.

(De izda a dcha, primer plano) El director y productor JUDD APATOW, AMY SCHUMER y BILL HADER en el plató de Y DE REPENTE TÚ

(De izda a dcha, primer plano) El director y productor JUDD APATOW, AMY SCHUMER y BILL HADER en el plató de Y DE REPENTE TÚ

Kevin Thompson, que vive en Nueva York y ha diseñado películas como El legado de Bourne y Michael Clayton, dice que su objetivo era “que saliera la verdadera Nueva York en la película, tanto en exteriores como en interiores. Si he conseguido enseñar partes de Nueva York que no se ven habitualmente y mostrar un poco más el mundo de Nueva York, entonces habré cumplido con mi objetivo”.

Para uno de los principales decorados de la película, la oficina de la revista S’Nuff, el diseñador encontró un espacio en el edificio Starrett-Lehigh de la calle West 26th. El edificio ocupa toda una manzana en el West Side de Manhattan. Originalmente era una terminal de camiones, antes de ser reconvertido hace unos años en oficinas de negocios creativos. Gracias a los elevados techos y a las grandes ventanas que se abren a una espléndida vista del río Hudson y de la ciudad, el edificio era el lugar perfecto para la sede de la revista masculina.

Antes de empezar a rodar, el equipo de decoración se documentó a conciencia sobre el mundo de las revistas para hombres. “Intentamos recrear una redacción auténtica”, explica Judd Apatow. “Visitamos varias revistas especializadas para ver cómo son sus oficinas. Aunque usamos la imaginación, siempre intentamos anclarnos en la realidad”.

Para conseguirlo, los cubículos en los que trabajan los periodistas están decorados con las escandalosas portadas de S’Nuff, así como toda una pared en el despacho de Dianna, la editora jefe. “Contratamos a grafistas profesionales, artistas que diseñan portadas de libros y de revistas para las portadas de S’Nuff”, explica el director. “Luego preguntamos a gente famosa si les importaba salir en las portadas”.

Y de repente te-cartel“El grafista EDDIE IOFFREDA se pasó meses sumido en el diseño de las portadas”, añade Kevin Thompson. Aunque la revista está diseñada para divertir, no se aleja tanto de lo que leen muchos jóvenes hoy en día.

De hecho, Tilda Swinton dice, riendo: “Para la fecha de estreno de la película, no me extrañaría que existiera una revista llamada S’Nuff con portadas igual de escandalosas y mucha gente decidida a abonarse”.

También se rodó en las oficinas de la revista Vanity Fair, situadas en el edificio Condé de Times Square. Otra escena en la que Médicos Sin Fronteras homenajea a Aaron se filmó en el salón de baile del elegante Hotel Pierre, en la Quinta Avenida.

Las escenas de la vida diaria de Kim y Tom en su urbanización se rodaron en Douglas Manor, Queens, donde también está la casa de Gordon, pero en la punta norte. La residencia para la tercera edad Plattduetsche, ubicada en Long Island, hizo las veces de la residencia de Gordon, y el centro penitenciario del condado de Nassau sirvió de decorado para la visita de Amy a una cárcel en busca de un importante artículo.

Kevin Thompson encontró un edificio en la siempre ajetreada Grand Street de Manhattan para el exterior del apartamento de Amy. “Decidimos que vivía en un barrio situado entre el Lower East Side, Chinatown y Little Italy, en una encrucijada donde se encuentran tres mundos totalmente diferentes”, explica el diseñador. “Sugiere que es dinámica, que se mueve, que no se está quieta”.

El apartamento de Amy, rodado en los Estudios Steiner de Brooklyn, consta de una sola habitación. “Da igual lo que ocurra en la habitación, siempre ofrece un telón de fondo interesante”, dice Kevin Thompson. “Su mundo es visualmente ruidoso. No es que no recoja, simplemente es desorganizada”.

También se rodó en conocidos restaurante, como el Indochine y el Veselka, en el Village, y en Alice’s Tea Cup, uno de los lugares favoritos de Schumer en el East Side, antes de trasladarse a la cancha de los Knicks, el Madison Square Garden.

Bill Hader tiene una escena en la que habla con Amar’e Stoudemire durante los calentamientos antes de un partido real. “Llevaba un pinganillo para que Judd me guiara”, recuerda. “Empezó el partido y los espectadores gritaban para que me quitara de en medio. Fue muy divertido”.

Posteriormente, el equipo regresó al Madison Square Garden para rodar una secuencia de baile con Amy Schumer, las Knicks City Dancers y los Air Elite Dunkers. Mucho antes de empezar a rodar la película, la coreógrafa DANIELLE FLORA (“Saturday Night Live”, “Rockefeller Plaza”) se reunió con la protagonista para enseñarle exactamente lo que hace su personaje en esta secuencia. “Cuando me lo dijo, le pregunté quién iba a doblarme”, recuerda la actriz y guionista. “Pero tuve que dejarme la piel y aprender a bailar”. Amy Schumer pasó meses ensayando el número, incluso los fines de semana una vez empezado el rodaje.

“Ensayar con Amy fue genial porque no le asusta trabajar duro”, dice la coreógrafa. “Estaba dispuesta a aprender y lo consiguió. Las animadoras de los Knicks se quedaron asombradas al ver cómo progresaba y era capaz de seguirlas”.

Aaron (BILL HADER) con LEBRON JAMES, como sí mismo, en Y DE REPENTE TÚ

Aaron (BILL HADER) con LEBRON JAMES, como sí mismo, en Y DE REPENTE TÚ

El esfuerzo valió la pena. “Los bailes durante un partido duran 45 segundos”, explica Amy Schumer. “Pero el nuestro duraba tres minutos con cincuenta segundos y creo que lo repetimos cerca de un millón de veces”.

Cuando no estaba ensayando el número los fines de semana, Amy Schumer aprovechaba para subir al escenario del Comedy Cellar: “Me lo pasé muy bien detrás de un micrófono los fines de semana y delante de la cámara los días de diario”.

Pero lo más increíble es que Judd Apatow no pudo resistir la tentación y empezó a actuar en el Comedy Cellar casi cada día a pesar de haber tenido un día de rodaje de doce horas. “Cada noche después de trabajar me iba al Comedy Cellar a contar chistes”, dice. “Llevaba 22 años sin hacer nada parecido. Tenía la sensación de que me ponía de buen humor y me permitía ser más divertido al día siguiente. Podía hacer eso o irme a ver la CNN. Digamos que me apunté a un campamento intensivo de comedia y, por alguna razón, me ayudaba a relajarme”.

Más divertido imposible:

La improvisación según Judd Apatow

Desde el principio del desarrollo de Y de repente tú, la guionista y actriz Amy Schumer y el director y productor Judd Apatow colaboraron muy de cerca. A pesar de que Amy Schumer lleva diez años trabajando en los escenarios como cómica, era una neófita en lo que a escritura de guiones se refiere y se apoyó en la experiencia de Judd Apatow. “Trabajamos, trabajamos, escribimos y reescribimos hasta conseguir un material del que nos sentimos orgullosos”, dice la actriz. “Judd se deja la piel y exige lo mismo de sus colaboradores porque quiere ofrecer lo mejor de lo mejor al público”.

La colaboración entre los dos siguió una vez empezado el rodaje. El primer objetivo del director era conseguir que la voz de la creadora de Y de repente tú fuese muy clara. “Me he esforzado en plasmar la visión de Amy”, explica. “Si dirijo un guión mío, no es lo mismo, puedo cambiar lo que quiero, pero en esta película, no ha sido así”.

(De izda a dcha) Amy (AMY SCHUMER) con su mejor amiga Nikki (VANESSA BAYER) en Y DE REPENTE TÚ

(De izda a dcha) Amy (AMY SCHUMER) con su mejor amiga Nikki (VANESSA BAYER) en Y DE REPENTE TÚ

Todas las películas de Judd Apatow se basan en la capacidad de improvisación de los intérpretes y esta no es una excepción a la regla. Como siempre, se añadieron nuevos diálogos y se abrió la puerta a la improvisación únicamente después de rodar la escena de acuerdo con el guión. “Intentamos rodar la escena de la mejor manera posible”, explica el director. “Luego nos preguntamos qué falta. Si no es bastante graciosa, añadimos unos chistes; si es demasiado triste, la aligeramos. Siempre pienso que, una vez en la sala de montaje, voy a necesitar mucho material para decidir en qué dirección quiero ir”.

Amy Schumer está totalmente de acuerdo: “Aquí no cabe el ego, vamos a por lo mejor, lo que funciona mejor. Lo tenemos muy claro, siempre ganará lo más gracioso”.

De hecho, Amy Schumer estudió técnicas de interpretación con el conocido profesor William Esper, antes de pasar al mundo de la comedia. “Sabe lo que hace, no he tenido que preocuparme de su interpretación”, dice Judd Apatow. “Podía concentrarme en la escena y en los diálogos, ver si los chistes funcionaban al mejor nivel”.

Bill Hader ya había trabajado con Judd Apatow y estaba familiarizado con la técnica del director, que añade diálogos con la cámara filmando. Sin embargo, en Y de repente tú, Judd Apatow decidió optar por un nuevo método: pidió que se colocara un pequeño altavoz en el plató para que los actores oyeran los diálogos que se le ocurrían en el momento.

“Todo se hizo en colaboración con Amy. Era muy divertido verlos trabajar”, sigue diciendo el actor. “Los dos empezaron siendo cómicos y se respetan mutuamente. Me recordó el ambiente de “Saturday Night Live”, donde todo el mundo siente mucho respeto por los demás cómicos. Si alguien no está de acuerdo con un sketch, se busca una solución que mejore la idea”.

Y de repente tú-imagenes reportaje (30)

A LeBron James tampoco le costó acostumbrarse al estilo Apatow. “Rodando con Judd, todo es posible”, dice el deportista.

Pero Judd Apatow y Amy Schumer no eran los únicos maestros de la improvisación en el plató. LeBron James no tenía la menor intención de permitir que se jugara al baloncesto con una coreografía perfecta. Dos amigos jugando se convierte en un espectáculo cuando uno de ellos es LeBron James. “No quedó muy bien parado”, dice el jugador. “Vale, es mi mejor amigo, pero yo siempre voy a por todas”.

Una vez acabado el rodaje, el equipo de Y de repente tú reflexiona acerca de su experiencia y de lo que espera de la comedia. “Encontrar a personas nuevas y darles la oportunidad de descubrir quiénes son en la pantalla es lo que más me gusta de hacer cine”, acaba diciendo Judd Apatow. “Creo que jamás lo había pasado tan bien como con Amy. Trabaja muy duro y es una de las personas más simpáticas con las que he colaborado. Nos divertimos durante el rodaje y eso no pasa todos los días. Espero que hayamos sabido hacer una película divertida y emotiva. También creo que los espectadores verán el romanticismo y les llegará al corazón”.

Y finalmente, Amy Schumer sabe que esta película tendrá consecuencias: “Aceptar que Judd Apatow revele los detalles de mi vida en la gran pantalla me perseguirá toda la vida”.

Y para finalizar aquí puedes ver algunas imágenes de esta producción, con algunas tras las cámaras

Click para ampliar

Fotos de Universal Pictures, Mary Cybulski

Sobre el Autor

Alfi

Diseñador e ilustrador, amante del séptimo arte, devorador de Bandas sonoras y de videojuegos, y un fiel servidor al Orden Jedi.

No hay comentarios

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *