Una charla con John Carter

Taylor Kitsch es John Carter el personaje principal de la nueva super producción de la Disney John Carter.

Esta película era algo que el director Andrew Stanton tenia en mente desde hace ya algún tiempo y no fue hasta que rodaba Wall-e cuando tenia en la cabeza su nuevo proyecto. Así que como ya llevaba algún tiempo dándole vueltas fue cuando le pregunto a Disney si le darían la oportunidad de encargarse él de este proyecto. Y le dieron esa oportunidad pero con un número de condiciones y una de ellas era que el actor protagonista no podía ser una estrella.

Y ahí es donde entra nuestro héroe Taylor Kitsch, que era conocido por entonces por la serie norteamericana de Friday Night Lights, que durante 5 temporadas , del 2006-2011) interpretó a Tim Riggins, un alumno repetidor que esta buscando su propia identidad y lucha contra sus demonios personales acaba alcoholizado. Este actor antes y después de esta serie había participado en seis cintas pero sin llegar a alcanzar el reconocimiento. El actor a punto de cumplir los 31 años de edad ha reconocido que este personaje creado en la novela de Edgar Rice Burroughs “es el personaje que más trabajo físicamente ha requerido por mi parte. Sus saltos y todas esas escenas de acción y riesgo, aparte el entrenamiento con las espadas….resumiendo, que en todas mis escenas estoy atado a los cables”.

Este actor canadiense comenzó su carrera como actor por el año 2002 cuando llego a Nueva York para estudiar junto a la profesora de Arte Dramático Sheila Grey. Aparte de actor Taylor ejerció en algunos ratos como modelo de algunas firmas. Pero no fue hasta que el realizador Peter Berg lo eligió para protagonizar una serie creada por el Friday Night Lights, el actor reconoce “Peter me dio la oportunidad de mi vida, es uno de los que se fijo en mí y vio todo lo que puedo llegar a ser, y por eso nunca olvidare ese gesto. Fue mi descubridor”.

También ha trabajado en su nueva cinta la esperada Battleship inspirada en el mítico juego de mesa Hundir la flota. El actor desconocía por completo la novela de Burroughs antes de rodar la cinta. “Reconozco que no sabia nada sobre ella, solo supe de ella cuando el director me llamó para decirme que pensaba en que podría ser yo el protagonista. Y como no quería dejar pasar esta oportunidad le di mi palabra a Stanton de leerme la novela y como no me pude hacer con el guión me desarrolle mi propio guión para el casting con la novela”.

Este hecho es más que significativo por que un director se haya fijado en un actor determinado y lo someta a un casting de tanto nivel para el actor esta más que claro “esto es así cuando no eres tan reconocido, y no fue hasta que estuve seleccionado cuando me di cuenta de que esta era mi oportunidad y este tren solo pasa una vez.”

Así que el actor aprovecho esta oportunidad que cambiaria su vida y ha definido este papel como “una locura, el ejercicio físico que tuve que hacer para preparar mi cuerpo fue una locura y que hoy por hoy estoy dándome un respiro, menos el boxeo que es lo que de verdad me gusta. Y aún odiando ir al gimnasio no se como pude con esto, pero en fin ya esta hecho”.

Esta película contaba con un presupuesto de 250 millones de dólares y era una apuesta segura para los estudios Disney, y no era nada más que prepararse en un gimnasio y el actor también ha confesado que “todo el rodaje ha sido un aprendizaje continuo, la esencia de mi personaje fue algo que tuve que ir poco a poco como se enfrentaba a sus luchas. Me prepare mi personaje estudiando sobre la historia de la Guerra Civil americana y estuve consultando con una numero de historiadores específicos de esa época y aprendí mucho de todos ellos. Siempre intento estar bien preparado físicamente y mentalmente en mi trabajo y estar listo para lo que sea. Así que mi trabajo se ha convertido en toda una aventura y tengo mis responsabilidades como actor y me gusta mantenerme positivo en los rodajes.”

La cosa es que este actor vaya a ser en estos últimos meses reconocido en dos producciones con tanta explosión cuando el mismo nos ha reconocido “Estas películas no suelen gustarme antes y ahora tampoco me llaman mucho la atención, pero John Carter y Battleship tienen algo más que explosiones, por ejemplo en John Carter no solo es acción y efectos, esta cinta tiene sentimientos que el personaje desconoce y va descubriendo poco a poco. Ami me gustan películas como Braveheart o Salvar al soldado Ryan. No me llaman muchos las explosiones.”

El actor hecha una mirada atrás y dice “Nunca me había imaginado viviendo este momento. Uno debe de ir paso a paso y aunque vayas con todo el cuidado del mundo el camino es difícil. Lo he pasado muy mal. Supongo que sea la profesión que sea hay que pasar por malos momentos que te sirven para aprender más de lo que tienes. A veces incluso arriesgar y yo he arriesgado. Me mudé a Nueva York sin que conociera a nadie allí y sin nada y dinero y hasta tuve que vivir durante un tiempo que vivir en el metro de la ciudad, todavía es muy pronto para definirme con un estereotipo o símbolo de algo.”

La verdad que es algo difícil de imaginarse a un actor de Hollywood viviendo en el metro.

Sobre el Autor

Alfi

Diseñador e ilustrador, amante del séptimo arte, devorador de Bandas sonoras y de videojuegos, y un fiel servidor al Orden Jedi.

No hay comentarios

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.