Crítica de Juego de Armas de Todd Phillips

Juego de armas nueva película del director Todd Phillips, autor de la trilogía Resacón en las Vegas, Viaje de Pirados, entre otros títulos de comedia, se basa originalmente en un artículo de la revista Rolling Stone titulado Arms and the Dudes, de Guy Lawson, con lo que el guión está adaptado por Stephen Chin, Todd Phillips y Jason Smilovic, y la cinta está protagonizada por Jonah Hill y Milles Teller y también veremos a la actriz Ana de Armas (Toc toc) y al cuatro veces nominado al Óscar Bradley Cooper, que ejerce ademas en el filme de productor.

En Juego de armas conoceremos la historia de dos amigos veiteañeros que durante la guerra de Irak se aprovecharon de una iniciativa gubernamental poco conocida; con lo que las pequeñas empresas pueden obtener licitaciones sobre contratos con el ejército estadounidense. Poco a poco comenzaran a embolsar cierta cantidad de dinero y a vivir por todo lo lato, pero el asunto se les va de las manos cuando adquieren un acuerdo de 300 millones de dólares con la intención de armar al ejército afgano, este reto les llevara hacer negocios con algunas delas personas nada recomendadas, e incluso con algunas del propio gobierno.

Así que este “Juego de Armas” se convierte en la historia de dos amigos que consiguen triunfar en el mundo armamentístico y como termina aparatosamente su corta e intensa carrera como proveedores de armas. El caso es que esta cinta cuenta con la esencia de una buddy movie y todos los elementos de una comedia gamberra y que pretende hacer un homenaje a la cinta de Brian de Palma y protagonizada por Al Pacino, y me estoy refiriendo a Scarface, el precio del poder, ya que nuestros protagonistas comparten afición por esta película como nos reflejan a lo largo de toda la película en varios momentos. A pesar de ser una comedia de acción esta cinta tiene un cierto ambiente ético algo oscuro, aunque puede que se que en el fondo de todo y aborda temas como la honestidad y la lealtad entre amigos, las relaciones de pareja y lo que suponen; confianza, lealtad, mentiras,…

WAR DOGS

El motor de esta cinta sin duda es la comedia y en ese sentido funciona la película mientras avanza esta historia; tras una breve presentación en la que en los primeros 15 minutos de la cinta se nos presenta de forma breve y concisa la historia de nuestros protagonistas hasta que entramos en el desarrollo de esta. Es cuando tras unos intensos y variados nudos en la trama principal la narración fluye intensamente mientras conocemos los más y los menos de estos dos proveedores armamentísticos, hasta que llegamos a la parte final del desenlace, puede que para mi parecer la última media hora de la cinta la trama entra en un giro continuado y parece atrancarse hasta los últimos 5 minutos finales donde ocurre todo, lo más interesante sin duda mientras es la presentación de los capítulos de esta historia, ya que se presentan con frases características de nuestros protagonistas en algún momento de la trama como si fueran reflexiones de nuestros protagonistas: «Dios bendiga a la América de Dick Cheney» o «¿Desde cuándo decir la verdad sirve de algo?».

En el apartado artístico Phillips acierta de pleno con Jonah Hill y con Miles Teller como narrador y compañero leal del personaje de Jonah, demostrando una química muy fuerte y demostrándonos que ambos tienen mucho que demostrar todavía y de lo que son capaces, sobre todo Teller tras su fracaso en 4 Fantasticos, el caso es que los protagonistas mantienen en todo momento al espectador atento a su historia de fama y poder. Por otra parte veremos a Bradley Cooper, que se reserva un pequeño papel y aún así con cierta fortaleza e importancia en el desarrollo de la historia de nuestros protagonistas, por otro lado tenemos el apartado femenino de la película recae en la actriz española de origen cubano Ana de Armas, que ni destaca ni nada, simplemente cumple con su función, sin brillar, debido tal vez a su guión y por eso no pueda desarrollar su personaje, lo que si está claro que es de vital importancia en el personaje de Teller su presencia.

critica-juego-de-armas-review-war-dogs

El único inconveniente que podemos encontrar en toda la película es que el director parece que no quiere profundizar mucho en sus personajes y en esa conducta ética tan oscura que trata la película, aunque una vez oyes al personaje de Hill decir «esto no es una cuestión de ser pro-guerra, es cuestión de ser pro-pasta«, básicamente conoces las motivaciones por las que nuestros protagonistas realizan sus actos, demostrándonos de esta forma tan irónica e inteligente lo disfrutable que puede ser esta historia sin llegar a profundizar en los motivos ni en nada más.

Sobre el Autor

Alfi

Diseñador e ilustrador, amante del séptimo arte, devorador de Bandas sonoras y de videojuegos, y un fiel servidor al Orden Jedi.

No hay comentarios

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.